El índice

El Índice de Progreso Social (IPS) es un esfuerzo de la organización Social Progress Imperative que busca medir el progreso social definido como “la capacidad de una sociedad para satisfacer las necesidades humanas básicas de sus ciudadanos, establecer los bloques que permitan a sus ciudadanos y comunidades potenciar y sostener su calidad de vida, y crear las condiciones para que los individuos alcancen su potencial”.

La definición de progreso social hace referencia a tres grandes elementos, los cuales son llamados “dimensiones”: Necesidades humanas básicas, Fundamentos de bienestar, y Oportunidades.

 

Tres preguntas describen cada uno de las dimensiones del progreso social:

  • ¿El país provee a sus ciudadanos las necesidades más básicas?
  • ¿Existen las condiciones para que los individuos y comunidades potencien y sustenten su bienestar?
  • ¿Hay oportunidades para que todos los individuos alcancen su potencial?

La primera dimensión, de necesidades humanas básicas, evalúa la habilidad de los ciudadanos de sobrevivir con la alimentación y cuidados médicos básicos, agua limpia, salubridad, vivienda y seguridad personal adecuados. Este es la dimensión que más atención recibe en la investigación de la economía del desarrollo.

La segunda dimensión evalúa si los ciudadanos pueden alcanzar la educación básica, obtener información y acceder a comunicaciones para desarrollar su potencial.

Finalmente, la tercar dimensión evalúa si los ciudadanos tienen la libertad y oportunidad para tomar sus propias decisiones. Los elementos tomados en cuenta con derechos personales, libertad personal, tolerancia, inclusión y acceso a educación avanzada. Esta dimensión es la más difícil de medir.

Adaptación para México

La creación del índice para México siguió la misma metodología que el IPS original y se enfocó en el periodo 1995-2015. Tomando en cuenta la disponibilidad de datos y la temporalidad, se incluyeron 39 indicadores que fueron agrupados en los 12 componentes y tres dimensiones de la metodología original.

Necesidades humanas básicas Fundamentos de bienestar Oportunidades
Nutrición y cuidados médicos básicos Acceso a conocimientos básicos Derechos personales
Tasa de mortalidad infantil Tasa de alfabetización Derechos políticos
Muertes por enfermedades infecciosas Tasa de matrícula en educación primaria Libertad de expresión
Tasa de mortalidad materna Tasa de matrícula en educación secundaria Libertad de reunión
Paridad de género en educación secundaria Derechos de propiedad
Agua y saneamiento Acceso a información y comunicaciones Libertad personal
Acceso a instalaciones de saneamiento Usuarios de internet Tolerancia religiosa
Acceso a agua entubada Suscripciones de telefonía móvil Matrimonio adolescente
Acceso rural a agua entubada Índice de libertad de prensa Demanda satisfecha de anticonceptivos
Corrupción
Vivienda Salud y bienestar Tolerancia e inclusión
Acceso a electricidad Expectativa de vida a los 60 Tolerancia a población LGBT
Calidad del piso en la vivienda Muertes prematuras por enfermedades no transmisibles Tasa de feminicidios
Muertes atribuibles a contaminación en el hogar Tasa de suicidio Tasa de homicidios de migrantes
Seguridad personal Calidad ambiental Acceso a educación avanzada
Nivel de crímenes violentos Muertes atribuibles a contaminación ambiental Años de educación terciaria
Muertes por accidentes viales Protección a biodiversidad Escolaridad promedio de mujeres
Tasa de homicidios Emisiones de gases de efecto invernadero Desigualdad en educación

Es importante mencionar que algunas fuentes de información, pese a tener datos a nivel municipio, no son representativas a esta desagregación geográfica, por lo que el índice tiene un grado de error de medición mayor al usualmente aceptable.

En el siguiente mapa puedes explorar las calificaciones del IPS y sus tres dimensiones por estado o municipio a través del tiempo.


A continuación puedes explorar el desempeño por año, estado y municipio en el Índice, así como en cada dimensión y componente que lo integran.


La siguiente gráfica muestra la distribución de los municipios por estado y se puede filtrar por año.

PIB per cápita

Cuando se grafican mediciones de bienestar como el IPS, la satisfacción con la vida o la felicidad contra el PIB per cápita es usual encontrar una relación cóncava. Pero más importante es que se puede observar mucho ruido alrededor de la línea de tendencia.

Esto nos dice dos cosas: En primer lugar, la dispersión muestra que para cada nivel del PIB per cápita es posible encontrar países, estados o municipios a lo largo de la escala de las mediciones de bienestar; lo que implica que tener cierto nivel de ingreso no es determinístico para el nivel de progreso. En segundo lugar, la línea de tendencia es más inclinada para valores bajos de ingreso, lo que nos indica que aquellos países "pobres" que logran incrementar su riqueza y reinvertirla de manera que afecte las mediciones de progreso, tendrán rendimientos más significativos que aquellos en la parte más alta de la distribución de ingreso. Sobre esto hablaremos un poco más adelante.

En el siguiente gráfico se puede ver que esta relación usualmente descrita en la literatura del tema también es cierta para México. Puedes explorar las gráficas por año

 

Seguramente notaste que hay algo raro en la gráfica del 2005, una relación que no es como la de otros años ni como la descrita. Esto tiene que ver con una de las fuentes que usamos para calcular el PIB municipal, el Conteo de Población y Vivienda de ese año, en el que no se preguntó si los integrantes del hogar trabajaban. En un intento por remediar la situación se usó la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo, sin embargo, al no ser representativa a nivel municipal no se pudieron generar datos para muchos municipios. Esto ocasionó que nuestra estimación del PIB per cápita sea errónea.

Pero no hay problema. Si usamos el PIB estatal per cápita para graficar podemos ver que la relación efectivamente existe.

 

Que esta relación gráfica exista en nuestros datos, acorde a lo que señala la literatura, nos hace suponer que la construcción del IPS es adecuada incluso al considerar los errores de medición presentes en los datos utilizados.

El siguiente mapa muestra al país de acuerdo con su nivel de PIB per cápita. Puedes seleccionar el estado y año a visualizar, y de manera complementaria podrás ver el desempeño en el IPS de los municipios del estado seleccionado.

Análisis econométrico

Queremos poder decir algo más sobre la relación entre el IPS y el PIB per cápita. En particular nos gustaría probar econométricamente que aquellos municipios con niveles más bajos del índice efectivamente tienen una reacción más sensible a mejoras en el ingreso, así como otras variables monetarias de interés, particularmente el gasto del gobierno.

Para esto se estimó una regresión de la forma:

Ecuación de la regresión

Donde y es el el valor de la primera y la segunda dimensión del IPS en el año indicado por el subíndice; ∆PIB es la tasa de crecimiento anual promedio del PIB municipal per cápita entre 2000 y 2015; ser es el gasto municipal anual promedio entre 2005 y 2015 por conceptos de servicios generales, transf de transferencias e inv de infreastructura; instituciones es un control por factores institucionales y culturales que construimos a partir de los componentes de derechos políticos, libertad personal, y tolerancia e inclusión de la tercera dimensión del índice; y ε es el error.

De esta manera buscamos estimar la contribución que tienen el ingreso, el tipo de gasto público y el nivel inicial del índice sobre el cambio que se percibe en la dimensión entre 2000 y 2015. Estos son nuestros resultados:

Resultados de la regresión

Lo que podemos ver es que en la primera dimensión no existe una correlación entre el PIB per cápita y la mejora en el subíndice.

Otros coeficientes significativos son el gasto en servicios oficiales y llama la atención que el coeficiente de los programas de salud y apoyos sociales sea negativo. Esto nos podría llevar a pensar que el gasto a nivel municipal es ineficiente en estos aspectos y el gasto estatal o federal es el que tiene impacto. Otra especificación econométrica nos lo podría confirmar.

En la segunda dimensión se aprecia que el crecimiento del PIB municipal per cápita sí es significativo e impulsa la mejora, al igual que el gasto municipal en programas de salud y apoyos sociales. El coeficiente negativo en el gasto en inversión nos podría hacer pensar que éste no fue dirigido a las obras necesarias para mejorar esta dimensión.

Lo que nos parece más importante es que en ambos casos el coeficiente del nivel inicial de la dimensión es negativo. Esto implica que si todos los municipios mejoraran en la misma magnitud en alguno de los regresores significativos, aquellos que parten de niveles más ventajosos tendrán una mejora general menor que los que parten de niveles iniciales más bajos.

De este análisis podemos concluir dos cosas: que el crecimiento del PIB per cápita tiene una incidencia sobre el IPS en general, pero no sobre todas las dimensiones que lo integran; y que efectivamente, la convergencia para los municipios en mayor desventaja es más rápida que para aquellos en la parte superior de la distribución del ingreso. Esto confirma para México lo que se encuentra usualmente en la literatura.

En los siguientes mapas se puede apreciar cómo cambiaron las dos dimensiones entre 2000 y 2015. Se ve que no hay un patrón bien definidio, pero usualmente aquellos municipios de tuvieron los mayores incrementos se encontraban con un nivel inicial de la dimensión en la parte baja de la distribución.

Trabajo a futuro

Es evidente que la construcción del Índice de Progreso Social tiene muchas áreas de oportunidad.

En el caso particular de nuestro ejercicio nos vimos limitados por dos factores: el tiempo para la entrega del proyecto, y la fiabilidad y extensión de los datos para el periodo que se analizó.

De tenerse la intención de generar un Índice para México más robusto, con un apego metodológico más fiel al diseño original y para años más recientes no habría tantas complicaciones para la obtención de datos con una desagregación geográfica mayor.

Consideramos que los siguientes proyectos estadísticos del INEGI podrían ser una buena fuente de información:

  • Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental
  • Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares
  • Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana
  • Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública
  • Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de Tecnologías de la Información en elos Hogares
  • Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares
  • Encuesta Nacional sobre el Uso del Tiempo
  • Encuesta Nacional sobre Salud y Envejecimiento en México
  • Encuesta Nacional de Vivienda

Descargas

Resumen
Reporte metodológico
Bases de datos
Do Files